Casa Ensignia Gerber


La casa Ensignia-Gerber está ubicada en una parcela ecológica triangular de 5000m2 dentro de Tunquen, a 120 km de Santiago de Chile. El proyecto requería el diseño de una casa de vacaciones para una pareja y sus invitados.


Las estrategias para el desarrollo del proyecto provienen de las dramáticas condiciones del contexto del sitio. La principal ambición era resolver con una estructura cohesionada dos situaciones opuestas: Por un lado, seguir por la pendiente hacia el mar tratando de encontrar las impresionantes vistas de la esquina norte de la bahía. Por otro lado, distribuyendo el programa perpendicularmente a la pendiente, siguiendo el contorno del cerro.

Para lograr esto, el proyecto se ubica en la parte más elevada de la parcela, aumentando los ángulos de visión. El programa establece dos núcleos separados con una piel común. Una es la sala de estar principal y la otra como alojamiento adjunto para invitados, conectados por una terraza cubierta, protegida del "Surazo" (típico viento frío que viene del suroeste). El área principal se apoya en el cerro, siguiendo los contornos de Este a Oeste, y estableciendo una relación directa y cercana con el terreno. En contraste, la otra zona se proyecta hacia la dirección de la pendiente otorgando vistas adicionales hacia el norte.



Se establece el exterior de la casa, con diferentes pliegues entre el techo y los muros exteriores, formando una superficie continua con revestimiento de piedra negra. La piel exterior protege la casa de las condiciones climáticas y evita la exposición a la calle. Una fachada sur cerrada contiene solo dos aberturas, que permiten el acceso a la entrada y un pequeño patio entre el dormitorio principal y la sala de estar, mientras que una cara totalmente abierta al norte y al oeste aprovecha las vistas del Océano Pacífico.